CONASADH condena despreciable y cobarde agresión a Sultana Jay-ya | Sahara Press Service

CONASADH condena despreciable y cobarde agresión a Sultana Jay-ya | Sahara Press Service

Chahid El Hafed (Campamentos de la Dignidad), 15 de noviembre de 2021 (SPS) -. La  Comisión Nacional Saharaui para los Derechos Humanos (CONASADH) ha condenado  la represión contra la activista saharaui de derechos humanos Sultana Jay-ya, que fue «violada y brutalmente agredida».

En un comunicado difundido este lunes  en el que califica la  agresión de «despreciable y cobarde», la Comisión Nacional Saharaui para los Derechos Humanos (CONASADH)  afirma que  una vez más las autoridades marroquíes continúan desafiando todas las normas, los tratados internacionales de derechos humanos y las Convenciones de Ginebra sobre la protección de los civiles bajo ocupación.

En la madrugada de hoy del 15 de noviembre de 2021, afirma el comunicado, decenas de hombres de seguridad marroquíes enmascarados, bajo la orden  directa del jefe del tercer departamento de seguridad en la ciudad ocupada de Bojador, llamado Mohammed Al-Madfai, atacaron la casa de la familia de Sid Brahim Jay-ya, que se encuentra  sitiada desde el 19 de noviembre de 2020.

“Tres hombres de seguridad paralizaron a Sultana, quien gritaba por la tortura y trataba de escapar de sus manos, mientras era violada y agredida brutalmente, sus dos hermanas, Al -waara’a y Ameilmnin, corrieron la misma suerte. Todo este cobarde acto tuvo lugar frente a su anciana madre, Minetu Embeiric, de 84 años.

Ante semejante cobardía y atroz acto, la  ONG saharaui de DD.HH  denunció el silencio de las Naciones Unidas y del Comité Internacional del Cruz Roja, que juega un papel vergonzoso e incomprensible, porque simplemente no hizo nada para proteger a los civiles saharauis que están bajo ocupación en el marco de su mandato de implementar las disposiciones de los Convenios de Ginebra y el derecho internacional de los derechos humanos. SPS/090/099TRD

Origen: CONASADH condena despreciable y cobarde agresión a Sultana Jay-ya | Sahara Press Service