El informe de Guterres revela que las fuerzas de ocupación marroquíes tenían decidido el ataque armado contra los civiles saharauis en Guerguerat

El informe de Guterres revela que las fuerzas de ocupación marroquíes tenían decidido el ataque armado contra los civiles saharauis en Guerguerat
 

Por Lehbib Abdelhay/ECS

Nueva York (ECS).- El último informe del secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, presentado al Consejo de Seguridad, del que ECSAHARAUI ha tenido acceso exclusivo, revela que las fuerzas de ocupación marroquíes tenían decidido el ataque armado contra los civiles saharauis en Guerguerat y la agresión militar sobre los territorios liberados de la República Saharaui el 13 de noviembre del año pasado.

Guterres indicó en su informe que la Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO), informó, el 6 de noviembre de 2020, de la llegada de un contingente militar del ejército marroquí, compuesto por unos 250 vehículos con armas pesadas, y se posicionó al noreste de la brecha ilegal de El Guerguerat, en un área designada por el Acuerdo Militar No. 1 como zona restringida.

Agregó además que la misión de la ONU, luego de detectar esta presencia ilegal, informó al Real Ejército de Marruecos (FAR) que el Acuerdo Militar No. 1 establece que tal concentración de fuerzas armadas en esa zona constituiría una violación, por lo que instó al Real Ejército de Marruecos a retirarse inmediatamente. A ello, añade el informe, “el rey marroquí Mohamed VI pronunció un discurso con motivo del cuadragésimo quinto aniversario de la“ Marcha Verde ”en el que califica la manifestación de civiles saharauis frente a la brecha ilegal en Guerguerat, como un acto “inaceptable encaminado a interrumpir el flujo natural del tráfico” entre Marruecos y Mauritania» y afirmó que Marruecos «respondería, con la máxima firmeza y determinación, ante cualquier práctica o intento encaminado a socavar la seguridad y estabilidad de la zona”.

El mismo informe revela que, el 12 de noviembre de 2020, Guterres recibió una carta del Rey Mohamed VI instando a la ONU «redoblar» sus esfuerzos para encontrar un fin rápido y definitivo a los «actos de provocaciones intolerables y desestabilizadoras» del Frente POLISARIO en la zona de Guerguerat. La carta agrega que “el Reino de Marruecos, […] en virtud de sus responsabilidades y en pleno cumplimiento de la legalidad internacional, se reserva el derecho de actuar, en el momento y en la forma que estime necesario, con el fin de salvaguardar el estatuto de la zona y restablecer la libre circulación […] «.

En la madrugada del 13 de noviembre de 2020, según el informe del Secretario General, la misión de la ONU observó una retirada de los manifestantes civiles saharauis de El Guerguerat y los combatientes del Frente Polisario, seguida de un intercambio de ráfagas; dos disparos desde el dirección de las posiciones del Frente Polisario y fuego de armas pesadas desde la dirección de la berma adyacente al lugar del despliegue del ejército marroquí que salió de sus muros para para situarse en el lugar de los manifestantes civiles.


  • 9. A partir del 26 de octubre, los helicópteros de reconocimiento de la MINURSO observaron 16 vehículos del Real Ejército de Marruecos (RMA) al oeste de la berma, que transportaban maquinaria pesada de movimiento de tierras en dirección a Guerguerat. Para reducir las tensiones, y dado que en ese momento no se habían autorizado solicitudes de construcción o mantenimiento en el sector de Bir Gandouz, la Misión, de conformidad con su función en virtud del Acuerdo Militar No 1, solicitó a la RMA que retirara el equipo. La RMA aseguró a la MINURSO que cumpliría, aunque no se observó ningún retiro.
  • El 6 de noviembre, un helicóptero de reconocimiento de la MINURSO observó la llegada de una fuerza militar de la RMA integrada por aproximadamente 250 vehículos, muchos de ellos con armas pesadas, a unos 12 km al noreste de Guerguerat, en la zona definida en el Acuerdo Militar Nº 1 como Zona Restringida. La MINURSO informó a la RMA que el Acuerdo Militar No. 1 estipula que tales concentraciones de fuerzas en esa zona constituirían una violación y, por lo tanto, instó a la RMA a retirarse.

Guterres abordó el tema de los helicópteros de reconocimiento de la MINURSO, que no pudieron volar antes debido a las condiciones impuestas por la guerra. Afirmó que la MINURSO detectó tres nuevas brechas en el muro al sureste de El Guerguerat. A unos 6 kilómetros al este de la carretera pavimentada.

El mismo día (13 de noviembre), António Guterres recibió una carta del Secretario General del Frente, Sr. Brahim Ghali, condenando el brutal ataque a civiles saharauis indefensos y la operación militar de las fuerzas marroquíes, «que constituye un acto de agresión y una flagrante violación del alto el fuego, que Naciones Unidas y el Consejo de Seguridad deben condenar en los términos más enérgicos».

Los datos arrojados en el informe revelaron que los peligrosos acontecimientos en El Guerguerat se han decidido desde el 26 de octubre, cuando un helicóptero de reconocimiento de la misión MINURSO detectó 16 vehículos pertenecientes al Real Ejército de Marruecos al oeste del muro, estos vehículos transportaban maquinaria pesada y excavadoras para la construcción de nuevos muros en El Guerguerat, sin pedir ninguna autorización previa a la misión para la construcción o mantenimiento en el sector Bir Ganduz en ese momento, lo que llevó a la misión (MINURSO), de acuerdo con su papel en virtud del Acuerdo Militar No. 1, a solicitar al ejército marroquí la retirada inmediata de estos equipos. Lo cual no sucedió a pesar de haber confirmado que retiraría sus maquinarias.

Origen: El informe de Guterres revela que las fuerzas de ocupación marroquíes tenían decidido el ataque armado contra los civiles saharauis en Guerguerat.