El PP exige que no se cite el derecho de autodeterminación del Sahara Occidental para apoyar una iniciativa del PNV contra el cambio “radical e histórico» de postura por parte del Gobierno español sobre el conflicto del Sáhara Occidental | Contramutis

El PP exige que no se cite el derecho de autodeterminación del Sahara Occidental para apoyar una iniciativa del PNV contra el cambio “radical e histórico» de postura por parte del Gobierno español sobre el conflicto del Sáhara Occidental | Contramutis
 

Fuente: El PP no quiso que se citase la autodeterminación del pueblo saharaui | Contramutis

  • La decisión del PP contrasta con la postura que mantuvo en su día el presidente del partido, Alberto Núñez Feijóo.
  • El PSOE volvió a quedarse solo en el apoyo a la autonomía marroquí para el Sáhara Occidental.
  • Una propuesta del PNV condena el cambio radical e histórico del Gobierno sobre el conflicto saharaui.

Contramutis.-

El Partido Popular consiguió que no se citase el derecho de autodeterminación del Sahara Occidental en una iniciativa del Partido Nacionalista Vasco contra el cambio “radical e histórico» de postura por parte del Gobierno español sobre el conflicto del Sáhara Occidental.

El PNV presento el 18 de mayo una proposición no de ley en la Comisión de Cooperación Internacional del Congreso de los Diputados en contra del cambio del Ejecutivo al respaldar el plan de autonomía marroquí para el Sáhara Occidental, tal y como manifestó Pedro Sánchez en su carta a Mohamed VI, un giro que supone “alinearse plenamente y sin matices con las aspiraciones y ambiciones marroquíes de hacerse con la soberanía” de la que fue colonia española.

El texto inicial del PNV reconocía “el derecho de autodeterminación del Sáhara Occidental y que decida libremente su futuro a través de un referéndum, único camino para encontrar una solución política justa, duradera y mutuamente aceptada por las partes”.

Para apoyar la iniciativa del PNV el PP presentó una enmienda en la que no se citaba la defensa del referéndum de autodeterminación. Al aceptar el PNV la enmienda popular, el texto fue aprobado por 16 votos a favor, incluidos los del socio de Gobierno, Unidas Podemos. Hubo 13 en contra, del PSOE, y 6 abstenciones, las de Vox.

El Partido Socialista volvió a quedarse solo en el tema de Sáhara Occidental, como ocurrió el 7 de abril al aprobarse en el Congreso una iniciativa de Unidas Podemos, ERC y Bildu en similares términos. Ese mismo mes, el PSOE perdió otra iniciativa sobre el Sáhara Occidental en el Senado, que impulsó el grupo de Izquierda Confederal.

La Comisión de Cooperación Internacional del Congreso ratificó su apoyo a las resoluciones y decisiones de la ONU y a la Misión encargada de organizar el referéndum para el Sáhara (MINURSO) “en el convencimiento de que solo el diálogo, la negociación y el acuerdo conforme al Derecho Internacional ayudarán a alcanzar una solución política justa, realista, viable, duradera y aceptable”, para todas las partes en este conflicto, según explicó el diputado vasco Iñigo Barandiaran.

La proposición no de ley aprobada reconoce el trabajo realizado a las instituciones y organizaciones solidarias, animándolas a que persistan en su apoyo al Sáhara Occidental como muestra del compromiso de la sociedad civil y de sus administraciones con los valores de los Derechos Humanos, la libertad y la solidaridad.

La decisión del PP de no pronunciarse sobre el referéndum de autodeterminación del pueblo saharaui contrasta con la postura que mantuvo en su día el presidente de este partido, Alberto Núñez Feijóo .

En abril de 2008, un año antes de llegar a la presidencia de la Xunta, Núñez Feijóo participó en la “XII Conferencia de los Intergrupos Parlamentarios Paz y Libertad para el Pueblo Saharaui”, que se celebró en el Parlamento gallego y en la que el líder del PP gallego expuso su compromiso con la causa saharaui.

La Conferencia apoyó una declaración en apoyo del referéndum de autodeterminación para el pueblo saharaui, condenó la represión marroquí e instó al Gobierno de España a denunciar “el flagrante incumplimiento de la legalidad internacional en materia de derechos humanos por parte de Marruecos”.