La fuerzas de ocupación marroquíes vuelven a atacar al presidente del Colectivo de Defensores de DD.HH Saharauis (CODESA)

La fuerzas de ocupación marroquíes vuelven a atacar al presidente del Colectivo de Defensores de DD.HH Saharauis (CODESA)
 

Sidi Maatala.

ECS. El Aaiún ocupado. | Las fuerzas de ocupación marroquíes vuelven a atacar al presidente de la Colectivo de Defensores Saharauis de los Derechos Humanos en el Sáhara Occidental CODESA.

Según denunciaron en sus perfiles de Twitter y en los comunicados y declaraciones posteriormente emitidas, a las 13:10 de ayer 5 de enero de 2022, el defensor de derechos humanos saharaui y presidente del Colectivo de Defensores de Derechos Humanos Saharauis en el Sáhara Occidental (CODESA), fue retenido y arrestado por dos policías con atuendo civil en la calle de Al-Amal de la ciudad ocupada de El-Aaiún, capital del Sáhara Occidental. Babouzeid confirmó que el asunto no quedó en una mera detención, sino que se extendió con insultos, amenazas y la confiscación de las llaves de su automóvil Dacia.

Agregó que cuando intentó preguntar el porqué de estas prácticas provocadoras, fue amenazado por los policías de ocupación marroquíes con ampliar la acusación hacia la agresión a funcionarios, en clara referencia a la forma y método que soportan los civiles saharauis conocidos por su reivindicación del derecho del pueblo saharaui a la autodeterminación en los territorios ocupados por Marruecos.

Tras una detención que duró más de una hora, Babouzeid Mohamed fue obligado a revelar los documentos del coche que conducía y a pagar una multa de 400 dirhams marroquíes (aprox. 40€) bajo una justificación ilegal por la que fue acusado por los dos policías alegando que había cometido una infracción vial.

 
Se excluye sin embargo que detrás de esta detención, que estuvo acompañada en todo momento por ataques verbales, también constituye un ataque directo a la persona del defensor saharaui Babouzeid Mohamed Said Labbihi, debido a su actividad en pro de los derechos humanos y su presencia y solidaridad durante más de 3 meses junto la familia de Sidi Brahim Jaya en su tortuosa batalla por liberarse del yugo represivo marroquí, que los mantiene en un férreo e e inhumano arresto domiciliario en la ciudad ocupada de Bojador, con allanamientos de morada y agresiones físicas de manera cotidiana. En dicha ciudad, el 10 de mayo de 2021 Babouzeid fue secuestrado, torturado y arrojado fuera del casco urbano junto a sus dos compañeros; el ex preso político saharaui Salek Baber y el estudiante Khaled Boufriwa, por parte de las fuerzas de ocupación marroquíes por la misma razón: su defensa de los derechos humanos y denuncia y difusión de las violaciones que comete el régimen marroquí en las ciudades saharauis que ocupa.

 

La red represiva marroquí es implacable con este defensor saharaui, desprotegido y expuesto a las fechorías de un régimen abyecto y anacrónico, lo que lo convierte en peligrosamente vulnerable. Otro grave hecho que atenta contra su subsistencia es que la fuerza de ocupación marroquí le prohibió trabajar a Babouzeid Mohamed e inició una oleada de amenazas dirigida a las empresas de la ciudad ocupada de Dajla para que se abstuvieran de contratarlo, una medida propia de regímenes totalitarios que se llevó a cabo inmediatamente después de su elección en la asamblea general como nuevo presidente del Colectivo de Defensores de Derechos Humanos Saharauis en el Sahara Occidental CODESA, a la cual la fuerza de ocupación marroquí continúa hostigando y coaccionando a sus miembros y familiares, presionándolos para que se retiren de su activismo, especialmente después de la formación de filiales locales en el ciudades de Guelmim, Tan-Tan y Assa-Zak.

 
AUMENTO DE LA REPRESIÓN MARROQUÍ EN LAS CIUDADES SAHARAUIS:

Tras cumplirse un año desde la reanudación de hostilidades en el Sáhara Occidental entre el Frente Polisario y la potencia ocupante: el Reino de Marruecos, la represión contra civiles saharauis ejercida por las fuerzas de ocupación de las ciudades saharauis se ha visto incrementada dramáticamente, con horribles casos como el de la activista Sultana Jaya y su familia, el periodista Mohamed Lamin Haddi, los presos políticos de Gdeim Izik..e.t.c. Una investigación elaborada por este medio y publicada a los seis meses de iniciarse la guerra, reveló que la escalada bélica era análoga a la escalada represiva marroquí, ahora, otro informe elaborado por organizaciones no gubernamentales en cooperación con activistas saharauis corrobora y reafirma la brutal represión que Marruecos sigue practicando contra civiles saharauis en los territorios que ocupa únicamente por su pensamiento político.

El citado informe, realizado por la federación ACAPS, AFAPREDESA, el Instituto Internacional para la Acción No Violenta (NOVACT) y el Grupo de Apoyo de Ginebra para la Protección y Promoción de los Derechos Humanos en el Sáhara Occidental ha cuantificado 160 casos de violaciones de derechos humanos y políticos, arrojando luz sobre los mismo y enfatizando las de la población bajo protección específica como las mujeres y los menores.

Origen: La fuerzas de ocupación marroquíes vuelven a atacar al presidente del Colectivo de Defensores de DD.HH Saharauis (CODESA).