LEJSEE: Comunicado de la Delegación del @PolisarioEU para España en las que desmiente, enérgicamente, las informaciones falseadas cuya fuente es la Agencia @europapress

LEJSEE: Comunicado de la Delegación del @PolisarioEU para España en las que desmiente, enérgicamente, las informaciones falseadas cuya fuente es la Agencia @europapress

Madrid a 11 de febrero de 2020

El Frente Polisario desmiente categóricamente las informaciones y falsedades recogidas en algunos medios de comunicación españoles, cuya fuente es el despacho publicado por la agencia Europa Press, titulado “Estado Islámico en el Gran Sahara, la principal amenaza en el Sahel”.

Para el Frente Polisario, esas informaciones lejos de informar a la opinión pública generan confusión, pero, sobre todo, asocian deliberadamente la causa saharaui con el terrorismo yihadista.

Las constantes pretensiones de vincular al pueblo saharaui en general, y al Polisario, en particular, con las actividades terroristas es un apéndice trazado con líneas gruesas en la agenda de determinados Estados, cuya incontenible voracidad territorial no conoce límites.

Desde la Representación del Frente Polisario en España insistimos una vez más en la conducta pulcra que, durante más de 44 años, ha mantenido el pueblo saharaui en su lucha por recobrar sus legítimos derechos, una conducta que ha sido avalada por el sello de distintos cuerpos de seguridad, entre ellos franceses y americanos.

Las hemerotecas recogen suficiente información sobre el origen de la lacra del terrorismo, así como de la nacionalidad de sus perpetradores. Por otra parte, existen informes de numerosos organismos solventes sobre la procedencia de los integrantes de cada una de las organizaciones terroristas.

La utilización del gentilicio de ‘Al saharaui’ para apodar a uno de los responsables del terrorismo en el Sahel, no es ajena a los intereses de esa agenda cuya prioridad es dañar la imagen de la lucha del pueblo saharaui, intentando de esta forma proyectar en el imaginario de la opinión pública la vinculación entre el pueblo saharaui y el terrorismo.

¿De quién se trata realmente?

Abu Walid Al Saharaui es Lehbib Abdi Said Bachir, nacido en 1974 en El Aaiún, ciudad saharaui ocupada por Marruecos, y donde todavía siguen viviendo sus padres. En el Aaiún cursó sus estudios primarios y secundarios para más tarde, tras el alto el fuego de 1991, trasladarse a los campamentos saharauis con la intención de terminar sus estudios universitarios en Argelia. En los campamentos de refugiados permaneció alrededor de cinco años en los que trabajó en la enseñanza y en la juventud y nunca realizó entrenamiento militar alguno. A finales de los años 90 se le perdió la pista hasta que apareció en las filas del MUJAO, una escisión del AQMI, en el Sahel, siendo una de sus primeras acciones, el secuestro de tres cooperantes europeos en los campamentos saharauis.

Si la pertenencia de un ciudadano saharaui a dichas bandas terroristas constituyera un indicio de la vinculación de todo un pueblo con el terrorismo, de la misma forma, el Gobierno Español debería emitir ya una alerta desaconsejando a los españoles viajar a Marruecos, dado que el terrorismo integrista que opera, tanto en Europa como en Medio Oriente, tiene su mayor fuente de mano de obra, precisamente en este país, Marruecos.

Desde la Delegación del Frente Polisario en España, apelamos una vez más a la ética y a la deontología periodística, cuyos cánones están firmemente arraigados en la cultura periodística española, para que siga formando y conformando a la opinión pública siempre de forma veraz, fidedigna y contrastada.