| #TraiciónDeSánchez – Argelia confirma que la crisis con España se alargará

| #TraiciónDeSánchez – Argelia confirma que la crisis con España se alargará
 

 

Agencias | ECSAHARAUI

Argel (ECS). – El Presidente de Argelia, Abdelmadjid Tebboune, ha nombrado como nuevo embajador en Francia el embajador argelino que retiró de Madrid tras el giro de Sánchez en el Sáhara Occidental. La noticia fue tratada con gran interés en Madrid más que en París.

El motivo es que el nuevo jefe de la misión diplomática argelina más importante en el exterior no es otro que Said Moussi, hasta este martes era el embajador de Argelia en España. Moussi fue llamado a consultas el 19 de marzo, 24 horas después del anuncio de Sánchez. Fue el primer acto del distanciamiento entre los dos países. Argel había tomado esta medida al día siguiente del anuncio por parte del Gobierno español de su histórico giro en la cuestión del Sáhara Occidental.

Desde entonces han seguido otras medidas, entre ellas la suspensión, el miércoles 8 de junio, del tratado de amistad, buena vecindad y cooperación firmado con España en 2002.

Las autoridades españolas también claman por el bloqueo del comercio y tienen serios temores por el suministro de gas al país, del que algo más del 20%  procede de Argelia por el único gasoductos que une a los dos países.

A finales de abril, Amar Belani, Enviado Especial encargado del Sáhara Occidental y los países del Magreb, había advertido que la crisis con España no es una nube de otoño.

Quienes hablan de un «enfado pasajero de Argelia, no están en sintonía con la realidad», había replicado el diplomático argelino al presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, que había pedido el regreso del embajador de Argelia a su puesto.

Las palabras de Belani encuentran todo su sentido con los acontecimientos de las últimas semanas y en particular con el nombramiento de Said Moussi como embajador en París.

Hace 4 meses, Moussi seguía siendo embajador en España. Su nombramiento en París hace que Argel haya optado por dejar vacante su embajada en Madrid abriendo la puerta para una larga crisis diplomática mientras Sánchez y su ministro de Exteriores sigan en el cargo. Al menos así interpretan los analistas españoles la decisión del presidente Abdelmadjid Tebboune.

Citando fuentes diplomáticas argelinas, el diario El Confidencial informó el miércoles 13 de julio que el presidente argelino “no está preparado para reconciliarse con España mientras Sánchez esté al frente del Gobierno y José Manuel Albares al frente de la diplomacia española.

Cabe señalar que tanto Sánchez como Albares no hicieron nada para calmar la ira de Argel, esforzándose durante cuatro meses por defender su nuevo giro en lugar de rectificar.

El mismo día en el que Pedro Sánchez intentó justificar de nuevo su giro en el Sáhara Occidental, Argel anunció la suspensión del tratado de amistad.

Tanto en Argel como en Madrid, hay buenas razones para pensar que los dos países podrán retomar sus relaciones en caso de un cambio de gobierno en España.

Entre estos motivos, el desacuerdo respecto al giro de Sánchez casi unánime de la clase política, salvo parte de los funcionarios del partido socialista (PSOE).

A finales de junio, el congreso de los diputados aprobó una moción en la que pedía el retorno a la neutralidad histórica de España en el expediente saharaui y la normalización de las relaciones con Argelia.

En España, acusan a Pedro Sánchez de haber tomado unilateralmente, sin consultar al resto de grupos parlamentarios, la tan grave decisión, y de haber dejado que un jefe de Estado extranjero la anunciara. Precisamente es el Rey de Marruecos Mohamed VI quien anunció en un comunicado de prensa, el 18 de marzo, la nueva posición del Gobierno español de apoyar el plan de autonomía marroquí.

Los empresarios también está cabreados con Sánchez y su gobierno por poner en peligro las relaciones con un socio económico importante, un país que compra a España bienes por valor de 2 a 3 mil millones de dólares al año y le suministra cantidades significativas de gas a un precio inferior al del mercado.

A finales de junio, el expresidente del Gobierno, José María Aznar, que él mismo firmó el tratado de amistad que Argel ha decidido suspender, advertía de que España «pagará un alto precio» el giro de Sánchez en el Sáhara Occidental y lancrisis con la Argelia.

Origen: Argelia confirma que la crisis con España se alargará