El Consejo de Seguridad de la ONU se reúne mañana sobre el conflicto del Sáhara Occidental

El Consejo de Seguridad de la ONU se reúne mañana sobre el conflicto del Sáhara Occidental

Redacción Lehbib Abdelhay / ECSAHARAUI

El Consejo de Seguridad de la ONU se reunirá mañana, 09 de abril, a través de un vídeo-conferencia, para discutir el conflicto del Sáhara Occidental y abordar consultas sobre la misión de la ONU para el referéndum en el Sáhara Occidental, MINURSO, según el programa del organismo internacional. El organismo internacional publicó el programa de trabajo provisional del Consejo de Seguridad para abril de 2020.

El máximo órgano de decisiones de la ONU tenía previsto, según el último informe de Guterres, abordar un «informe revisión» sobre la MINURSO desplegada en la región desde 1991.

El pasado 30 de octubre de 2019 el Consejo de Seguridad adoptó una nueva resolución 2494 sobre el conflicto, ya que el mandato de la MINURSO expiró el 30 de octubre de conformidad con la Resolución 2440 adoptada el pasado 31 de octubre de 2018.

Dr. Sidi Mohamed Omar, miembro de la Secretaría Nacional Saharaui y representante del Frente Polisario ante las Naciones Unidas, señaló en una declaración a los medios de comunicación que esta sesión del Consejo de Seguridad se presenta en respuesta a la resolución 2494 (2019) que fue adoptada por el Consejo en su reunión celebrada el 30 de octubre de 2019, que extendió el mandato de Minurso hasta el 30 de octubre de 2020.

En la misma resolución, el Consejo de Seguridad había solicitado al Secretario General que le proporcionara informes de forma regular dentro de los seis meses posteriores a la fecha de renovación del mandato de la misión.

En este contexto, y como de costumbre, se espera que la Secretaría de las Naciones Unidas brinde una sesión informativa sobre el proceso político, mientras que el representante personal del Secretario General y Jefe de la misión MINURSO hará una presentación detallada sobre los desarrollos de campo en el área de trabajo de la misión.

En respuesta a una pregunta sobre lo que el Frente Polisario espera del Consejo de Seguridad en su sesión de esta semana, el representante saharaui ante las Naciones Unidas dijo que la parte saharaui «espera que el Consejo de Seguridad reactive el proceso político que ahora está completamente paralizado desde que el presidente Horst Koehler renunció en mayo del año pasado «.

El Frente POLISARIO «también espera que el Consejo de Seguridad exprese una posición estricta y explícita sobre los actos ilegales y provocativos de Marruecos en la Zonas en las Ocupadas del Sáhara Occidental con la apertura de los llamados consulados extranjeros, además de sus continuas violaciones de los derechos humanos, su saqueo a los recursos del país ocupado, y la continúa violación de los términos del Acuerdo Militar No. 1».

La resolución renovó el mandato de la MINURSO por sun año en lugar de los seis meses

La ONU prorrogó el pasado mes de octubre por un año su misión de paz en el Sahara Occidental (Minurso) con el fin de dar tiempo al próximo enviado especial del secretario general de la ONU para la zona.

El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó extender por un año, a diferencia de las dos últimas resoluciones, el mandato de la Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO), tras entrar a debatir el fondo de la cuestión para una solución que prevea la libre determinación del pueblo saharaui.

La decisión de prorrogar la MINURSO hasta el 31 de octubre de 2020, adoptada por unanimidad (13 en favor 2 abstenciones: Rusia y Sudáfrica), se tomó en la resolución 2494 presentada por EE.UU. de carácter «técnico», ya que el Consejo de Seguridad no tomó más decisiones sobre la continuidad de un proceso que está totalmente atascado desde 2012.

El Consejo de Seguridad reconoce en el proyecto de resolución que «el status quo no es aceptable», y señaló que «el avance para las negociaciones es esencial para mejorar la calidad de vida de los saharauis en todos sus aspectos».

El Consejo también pide al secretario general de la ONU elaborar un informe sobre el avance del proceso de paz en los próximos 60 días.

El texto de la resolución, promovido por el denominado «grupo de amigos del Sáhara Occidental», que incluye a Estados Unidos, Rusia, Gran Bretaña, Francia y España, señala que el objetivo de la prórroga es para dar tiempo al próximo enviado especial y mantener la última iniciativa de paz iniciada por el ex enviado especial del secretario general de la ONU para el Sáhara Occidental, Horst Kőhler.

Por lo demás, la resolución se limita a encomiar la dinámica iniciada por el ex enviado especial del secretario general de la ONU, Antonino Guterres, para el Sáhara Occidental, Horst Kőhler.

El proyecto de resolución presentado por los Estados Unidos no logró apoyo unánime: Rusia y Sudáfrica lo consideran desequilibrado porque no reflejaba todas las observaciones recomendadas por el secretario general de la ONU en su último informe sobre el Sáhara Occidental, en particular los que se refieren a las violaciones de alto el fuego, los derechos humanos y las medidas de fomento de la confianza.

Si bien Estados Unidos quería que el texto se aprobara por consenso, la votación registró la abstención de Rusia y Sudáfrica.

Rusia considera que el principio de autodeterminación del pueblo saharaui, no ha sido suficientemente enfatizado en el nuevo proyecto de resolución.

Además, y en contra del informe del Secretario General, el texto no designa a Marruecos como la parte que cometió las violaciones del alto el fuego e impuso restricciones a la libertad de movimiento del personal de la Minurso y el ex Enviado especial del secretario general de la ONU, Horst Kohler. El proyecto de resolución simplemente pide a ambas partes en el conflicto que eviten cualquier acción que pueda socavar el proceso de paz liderado por las Naciones Unidas.

La nueva resolución redactada por EE.UU ambién elogió el papel desempeñado por el ex enviado personal del Secretario General Horst Köhler, sus esfuerzos por mantener conversaciones directas en Ginebra y el impulso que creó. Las partes en conflicto también comprometen a Argelia y Mauritania a participar en el proceso político de la ONU sobre el Sáhara Occidental de manera seria y respetuosa para identificar elementos de acercamiento, y alentar y apoyar los esfuerzos para avanzar en esta dirección y reanudar nuevas negociaciones para llegar a una solución al problema.

Por otro lado, en la sección del acuerdo del alto el fuego entre el Frente POLISARIO y Marruecos, el proyecto de resolución expresa su preocupación por las continuas violaciones de los acuerdos existentes y subraya la importancia del cumplimiento total de los compromisos para mantener el impulso en el proceso político y abstenerse de cualquier acción que pueda socavar las negociaciones lideradas por las Naciones Unidas o desestabilizar aún más la situación en el Sáhara Occidental.

En el mismo contexto, la Resolución hace un llamamiento a las partes para que cooperen plenamente con la MINURSO, incluida su interacción libre con todos los interlocutores, y que tomen las medidas necesarias para garantizar la seguridad y el acceso, sin trabas o obstáculos, de las Naciones Unidas y su personal asociado, de conformidad con los acuerdos vigentes.

Sobre el tema de los derechos humanos, las iniciativas humanitarias y la creación de confianza, el proyecto de resolución enfatizó la importancia de mejorar la situación de los derechos humanos en el Sáhara Occidental y los campamentos de refugiados, y alentó a las partes a trabajar con la comunidad internacional para desarrollar e implementar medidas independientes y creíbles para garantizar el pleno respeto de los derechos humanos.

La ONU alienta firmemente a las partes a fortalecer la cooperación con la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, facilitando las visitas a la región. Además de cooperar con la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) e implementar medidas de fomento de la confianza, que ayudarán a fortalecer la confianza necesaria para un proceso político exitoso, incluyendo la participación de mujeres y jóvenes.

Basado en los nuevos desarrollos relacionados con el proceso de solución de la ONU y la situación general en la región en varios aspectos, la resolución prevé extender el mandato de la MINURSO a 12 meses, hasta el 31 de octubre de 2020, a fin de proporcionar tiempo suficiente para que el próximo Enviado Personal reanude y continúe con los esfuerzos y seguir en la dinámica actual impulsada por el Secretario General y la aplicación de las recomendaciones del Consejo de Seguridad, encaminadas a resolver este conflicto.

ECSaharaui.com: El Consejo de Seguridad de la ONU se reúne mañana sobre el conflicto del Sáhara Occidental