El Consejo Ejecutivo de la Unión Africana decidirá mañana, en contra de los esfuerzos marroquíes para que el tema no se incluyera en el orden del día, si acepta a Israel como estado observador en la organización

 

 

Ali Mohamed.

ECS. Addis Abeba. | Junto a su nuevo aliado de Oriente Medio, Marruecos sufre otra derrota en el seno de la Unión Africana. Se espera que la Unión Africana discuta en la agenda del próximo Consejo Ejecutivo el expediente de otorgar a la entidad sionista la condición de miembro observador en la organización continental, a pesar de todos los intentos de la delegación del Reino de Marruecos para evitar la consulta.

El diario Al-Shorouk señaló que fuentes cercanas a la Comisión Africana en Addis Abeba dijeron que la reunión está programada para los días 14 y 15 de octubre, donde discutirán y decidirán sobre la dudosa membresía de la entidad sionista.

Las mismas fuentes confirmaron que Marruecos intentó con toda su influencia y por todos los medios evitar la inclusión de este tema en el orden del día de la reunión ministerial, temiendo que las deliberaciones llevaran a la cancelación o congelación de la decisión tomada por el presidente de la Comisión, Moussa Faki Mahamat, el pasado 22 de julio sin contar con la opinión de los estados africanos.

Moussa Faki había tomado la decisión sin consultar previamente a los Estados miembros y de aceptar ilegalmente la acreditación del representante de la entidad sionista en Addis Abeba como miembro observador de la organización continental como señalaron varios países en una carta conjunta.

Esta maniobra marroquí confirma que la fuerte alianza del Reino con la entidad sionista tiene un único objetivo, que es perjudicar a los intereses de Argelia, y estas maniobras, según las mismas fuentes, no contaron con el apoyo de los estados miembros de la Unión Africana a excepción de cuatro países que no tienen peso dentro de los pasillos de la organización, y a los que Israel agasajó con ayudas económicas.

Origen: La Unión Africana decidirá mañana, en contra de los esfuerzos marroquíes, si acepta a Israel como estado observador en la organización.