El Frente Polisario admite que EE.UU regresa a su posición tradicional sobre el Sáhara Occidental

El Frente Polisario admite que EE.UU regresa a su posición tradicional sobre el Sáhara Occidental

 

 
ECS. Agencias. | El representante del Frente Polisario en Naciones Unidas, Dr. Sidi Mohamed Omar, confirmó hoy miércoles en una entrevista a APS que la reciente declaración del secretario de Estado estadounidense, Anthony Blinken, sobre el conflicto del Sáhara Occidental confirma la adhesión de Estados Unidos a su posición en apoyo a la solución de la ONU para el conflicto, y envía un mensaje claro de que su posición sobre el tema es diferente de la administración anterior.

 

El miembro de la Secretaría Nacional del Frente Polisario y coordinador con la MINURSO afirmó que la reciente declaración de Blinken se enmarca dentro de la posición que siempre ha expresado la nueva administración estadounidense en cuanto a su apoyo a los esfuerzos que realizan las Naciones Unidas para poner fin al conflicto en el Sáhara Occidental. En este contexto contexto, EE.UU también reafirmó su apoyo a las tareas del nuevo Enviado Personal del Secretario General de las Naciones Unidas para el Sáhara Occidental, Staffan de Mistura. Un gesto que los expertos consideran que fuerza a Marruecos para entablar negociaciones con el Frente Polisario y abandone su posición de intransigencia.

Por su parte, el portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, Ned Price, había emitido un comunicado de prensa tras una reunión entre el canciller norteamericano y su homólogo marroquí en Washington este lunes, en el que afirmó que Blinken expresó al ministro marroquí el firme apoyo de la administración Biden al nuevo enviado personal del Secretario General de las Naciones Unidas para llevar a cabo un proceso político en el Sáhara Occidental supervisado por las Naciones Unidas que prevea la libre determinación del pueblo saharaui.

Según el diplomático saharaui, la importancia de la declaración de la administración Blinken radica en la afirmación de Washington de que «la nueva administración tiene una posición completamente diferente, en su totalidad y en sus detalles, a la posición de la anterior administración estadounidense«.

Añadiendo que «Por lo tanto, se desprende del comunicado un mensaje claro de la administración estadounidense respecto a lo que hizo la administración del ex presidente Donald Trump en el pasado…lo que la nueva administración pretende hacer es otra cosa distinta.»

Antes de concluir la reunión con Blinken y el ministro de Marruecos, la declaración del portavoz del Departamento de Estado de EE. UU., Ned Price, fue directa y clara sobre la posición de la administración estadounidense sobre la cuestión del Sáhara Occidental, recalcando que »es inequívoca y apoya la vía política liderada por Naciones Unidas mientras continúa sus consultas con las partes en conflicto para lograr la estabilidad y lograr el cese del fuego.» Unas declaraciones que no gustaron a su socio marroquí que niega desde hace más de un año la guerra pero no sus consecuencias.

En respuesta a una pregunta, Price dijo que »el secretario Blinken tuvo la oportunidad de reafirmarlo con franqueza durante su reciente visita a Senegal, donde dijo que lo que apoyamos son los esfuerzos del nuevo enviado personal al Sáhara Occidental, Staffan de Mistura, para retomar el proceso político liderado por Naciones Unidas.«

Price señaló que el objetivo final de este proceso es alcanzar una solución duradera al conflicto en el Sáhara Occidental, y destacó que Washington apoyará activamente los esfuerzos del Enviado Personal para promover la paz y también promover un futuro próspero y digno para el pueblo del Sáhara Occidental y la región en su conjunto.

El portavoz del Secretario de Estado norteamericano no perdió la oportunidad para recordar que Washington está trabajando con todas las partes involucradas, incluso consultando con las partes en conflicto, para apoyar los esfuerzos diplomáticos y un proceso político creíble liderado por las Naciones Unidas para lograr la estabilidad y detener las hostilidades.

Origen: El Frente Polisario admite que EE.UU regresa a su posición tradicional sobre el Sáhara Occidental.