Hassan El-Idrissi, principal cabildero de Marruecos en Bruselas, presiona tras el dictamen del TJUE que excluye al Sáhara Occidental del acuerdo pesquero

Hassan El-Idrissi, principal cabildero de Marruecos en Bruselas, presiona tras el dictamen del TJUE que excluye al Sáhara Occidental del acuerdo pesquero
 

Ahmed Zain.

 

ECS. Bruselas. | La Federación de Industrias Pesqueras de Marruecos (FENIP) lanza su cabildeo en Bruselas tras la sentencia hace medio año que excluye al Sáhara Occidental de la aplicación del acuerdo de asociación UE-Marruecos por considerarse un territorio distinto y separado del Reino. Según desveló Africa Intelligence, este poderoso lobby pesquero de Marruecos, ahora está operando en Bruselas seis meses después de que el máximo tribunal de la UE dictaminara la exclusión del Sáhara Occidental de los acuerdos pesqueros UE-Marruecos. El presidente de esta federación reconvertida a grupo de presión, Hassan Sentissi El-Idrissi, se encuentra estimulando una intensa campaña de exportación.

Hassan El-Idrissi fue reelegido en Noviembre del año pasado también como presidente de la Asociación Marroquí de Exportadores (ASMEX), donde también se aprobó una nueva hoja de ruta por la asamblea general marcada por la nueva sentencia del TJUE. El Idrissi llegó a decir que »de los 56 acuerdos firmados entre Marruecos y otros países, el Reino no sale beneficiado» a pesar de que el país ha violado los términos contractuales con la UE al sobrepasar la cifra de toneladas permitidas, hundiendo el mercado europeo de tomates.

Así, la Federación de Industrias Pesqueras de Marruecos se une a Unión Marroquí para la Agricultura y el Desarrollo Rural para torcer a la UE a incumplir y violar sus propias sentencias. Éste último gremio, apeló apoyado por el Consejo de la UE, España y Francia, la sentencia del TJUE del pasado septiembre, fijando de forma clara la posición jurídica de la UE.

Como recordatorio, el 29 de septiembre de 2021, la sala nº 9 del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) anuló la decisión UE-20197217, relativa a la celebración de un Acuerdo mediante canje de notas ente la UE y el Reino de Marruecos sobre la modificación de los Protocolos nº 1 y 4 del Acuerdo Euro-mediterráneo por el que se establecía una Asociación entre las Comunidades Europeas y sus Estados miembros, y Marruecos, en el caso del Frente POLISARIO -actuando en representación del pueblo saharaui- contra el Consejo Europeo. La decisión del Consejo, de 28 de enero de 2019, daba su aprobación a la modificación del Protocolo nº 1 del Acuerdo de Asociación relativo al régimen aplicable a las importaciones en la UE de los productos agrícolas y pesqueros de origen marroquí, y del nº 4, por el que se definían los “productos originarios” y los métodos de cooperación administrativa entre la Unión y Marruecos.

 

Otro frente de presión es el llevado a cabo por el recién y aletargado nombramiento de Youssef Amrani, embajador de Marruecos en la Unión Europea y condecorado por Francia y España. Tras no lograr su cometido de modificar la posición sudafricana respecto al conflicto saharaui, Amrani protagonizó un último escándalo antes de abandonar su cargo de embajador en Pretoria al infiltrarse en una reunión de la Comisión Africana de Energía en Addis Abeba, siendo descubierto y expulsado de la misma junto a la delegación que le acompañaba.
 

Origen: Hassan El-Idrissi, principal cabildero de Marruecos en Bruselas, presiona tras el dictamen del TJUE que excluye al Sáhara Occidental del acuerdo pesquero.