«Le Monde» titula: El ministro de Defensa israelí visita Marruecos en medio de un contexto regional muy tenso

«Le Monde» titula: El ministro de Defensa israelí visita Marruecos en medio de un contexto regional muy tenso

Un año después de la normalización de las relaciones entre Marruecos y el Estado sionista, este viaje tiene como objetivo fortalecer la cooperación en seguridad y defensa.

 
Por Sidi Maatala /ECS 
 
Madrid (ECS). – Según un extenso análisis del diario francés Le Monde, el ministro de Defensa israelí, Benny Gantz, vuela la noche del martes 23 de noviembre hacia Marruecos, una primera visita destinada a fortalecer la cooperación en materia de seguridad entre Rabat y Tel Aviv, un año después de la normalización de su relación, y en plena tensión entre Argelia y Marruecos, y con una guerra abierta en el Sáhara Occidental. 
 
Desde la reanudación el año pasado, las relaciones diplomáticas entre los dos países, un asesor de seguridad y el jefe de la diplomacia del Estado hebreo han visitado Marruecos, pero esta es la primera vez que un ministro de Defensa israelí realiza una visita oficial al reino.
 
Gantz, que vuela el martes por la noche desde Tel Aviv y partirá de Marruecos el jueves, debe firmar un acuerdo en el lugar que tiene como objetivo «establecer la piedra angular de las futuras relaciones en materia de seguridad entre Israel y Marruecos», dijo a la AFP una fuente familiarizada con esta visita. “Ha habido siempre una cooperación entre las dos partes, pero aquí realmente la vamos a formalizar”, agregó.
 
Marruecos e Israel habían establecido relaciones diplomáticas a principios de la década de 1990, antes de que Marruecos suspende los lazos al inicio de la segunda intifada, el levantamiento palestino contra la ocupación israelí de principios de la década de 2000.
 
Israel y Marruecos restablecieron las relaciones en diciembre de 2020 como parte de los «Acuerdos de Abraham», un proceso de normalización de las relaciones entre el Estado judío y los países árabes apoyados por la administración Trump. Washington reconoció entonces la soberanía de Marruecos sobre el Sáhara Occidental, un territorio ocupado pendiente de descolonización.
 
Pero la visita de Gantz se produce en un momento en que Argel rompió, en agosto, sus relaciones con Rabat debido a «acciones hostiles» y cona el anuncio del Frente Polisario, publicado el viernes, de «intensificar» su lucha armada contra las fuerzas de ocupación marroquíes posicionadas en el Sáhara Occidental.
 
Para Bruce Maddy-Weitzman, especialista en relaciones israelo-marroquíes en la Universidad de Tel Aviv, la primera visita de un ministro de Defensa israelí a Marruecos, en plena tensión entre los dos pesos pesados ​​del Magreb, no parece ser pura coincidencia. «Es posible que en un contexto de tensión Argelia-Marruecos, los marroquíes quieran mostrar al mundo, a su propia población, a sus rivales argelinos y a Occidente que están profundizando sus relaciones con Israel, con todo lo que ello implica», subraya.
 

Drones armados y software espía
 
La empresa israelí Ratio Petroleum ha anunciado recientemente una asociación con Rabat para la exploración de hidrocarburos frente a la ciudad ocupada Dajla, en las costas del Sáhara Occidental. El estado judío es también uno de los principales exportadores mundiales de drones armados y software de seguridad como Pegasus de la firma NSO. Sin embargo, las ventas de drones armados y ciertas tecnologías avanzadas, como el software espía, deben ser aprobadas por el Ministerio de Defensa, encabezado por Gantz.
 
Según información publicada este verano por un consorcio de medios de comunicación, un número de móvil del presidente francés Emmanuel Macron estaba en la lista de los objetivo de un servicio de seguridad del Estado marroquí, acusados ​​de haber utilizado Pegasus. A raíz de este asunto, Gantz se ha reunido con su homólogo francés en París para asegurarle que Israel está tomando estas acusaciones muy «en serio». Por su parte, Marruecos niega categóricamente haber comprado este software y ha anunciado que ha presentado denuncias por “difamación” contra los medios de comunicación que han difundido la información.
 
Consultada por AFP, una portavoz de Gantz se negó a confirmar si el tema de NSO o la venta de tecnología militar sería discutido durante esta visita. Según diversas ONG, Pegasus también se encontró este otoño en los teléfonos móviles de activistas palestinos, cuya causa sigue movilizando a parte de la sociedad civil marroquí, hostil a la normalización con Israel.

 

ECSAHARAUI: «Le Monde» titula: El ministro de Defensa israelí visita Marruecos en medio de un contexto regional muy tenso.