Marruecos, la politica de la esquizofrenia – Artículo de OPINIÓN de Mah lahdih Nan

Marruecos, la politica de la esquizofrenia – Artículo de OPINIÓN de Mah lahdih Nan
 

Por Mah Iahdih Nan

 
Madrid (ECS). – Marruecos vive momentos convulsos, cargados de incertidumbre, desgobierno y graves enfrentamientos entre las diferentes facciones y familias del Majzen. A todas estas pugnas y guerras intestinales hay que sumarle la galopante crisis económica que atraviesa el país y que lo convierte en uno de los paises mas endeudados del planeta. Su deuda actual supera el 85% de su PIB y  alcanza los 2.500 euros per capita.
 
Los préstamos que antaño fluian a raudales con condiciones ventajosas, bajo garantías de potencias que tradicionalmente han ejercido de protectoras del régimen marroquí, ahora han dejado de manar debido al grave   retroceso económico mundial, que ha dejado maltrechas y endebles a las principales economias occidentales, que constituyen el principal sostén del régimen marroqui. Tan sólo el FMI se atreve a asumir riesgos con un estado que está prácticamente en quiebra y en manos de  unas estructuras arcaicas, desfasadas que no han evolucionado y que sigue utilizando las políticas ortodoxas basadas en favores personales, compra de voluntades e influencias, políticas privadas y personales y trapicheos de toda clase.
 
La grave e insostenible situación económica, está provocando que el país esté a punto de un estallido social, el alza de los precios de los productos básicos y de otros no tan básicos, ha encarecido la vida hasta tal punto que muchos analistas conocedores de Marruecos vaticinan una eclosión jamás vista en el país. Precios como los de la gasolina que rondan los 2 euros el litro, son inaccesibles para más del 70% de la población marroquí.
 
Los últimos chorros de préstamos, créditos y ayudas del Banco Mundial, el FMI y de la Unión Europea, han maquillado la desastrosa y caótica economía marroquí y han contribuido a retrasar el colapso económico en el Reino feudal.  Pero el desplome de la economia marroqui es inevitable y llegará en muy poco tiempo. No es posible sostener una economía a base de creditos y deudas con innumerables cargas no forzadas, inviables, innecesarias y hasta cierto punto inútiles. El Majzen invierte ingentes cantidades en la propaganda y la compra de voluntades que van desde viajes turísticos, regalos, prebendas, apertura de consulados marcianos en el Sáhara Occidental y la organización de eventos y conferencias ficticias que solo tienen como objetivo el engaño, la propaganda y la demagogia. Existen varios ejemplos que ilustran este tipo de políticas que a base de prebendas y regalos pretenden imponer las politica de los hechos consumados; por ejemplo los trabajos que desarrollaron recientemente en Marrakech a costa de las arcas del Estado Marroquí, varios Lobbistas entre ellos los españoles Zapatero, Moratinos… etc o el reciente viaje con todos los gastos pagados a costa del erario y la pobreza de los marroquíes de un nutrido grupo de 16 parlamentarios andinos.
 
El fondo y la lectura entre lineas del discurso del Rey por el día de su trono, no oculta la dramática y preocupante situación por la que atraviesa el Majezen, sumido en una desenfrenada y severa crisis, que le ha supuesto la pérdida de rumbo y una desorientación total que ha empujado al régimen a dar tumbos sin vislumbrar las posibles salidas a su angustiosa situación.
 
En su último discurso el sátrapa Mohamed VI, evidenció claramente su ofuscación con un discurso Inconexo, descordinado y muy alejado de la realidad que viven los marroquíes, sin tocar los verdaderos problemas que asolan el país. En su discurso, ha vuelto a poner de manifiesto su esquizofrénica obsesión con su vecina Argelia, poniendo el acento en las conflictivas relaciones que mantienen ambos países. Sin atinar si Argelia es la responsable de los endémico problemas que sufre Marruecos o es el amigo y hermano que debe contribuir a la solución de esos problemas.
 
Marruecos, un régimen que lleva más de 50 años insultando, agrediendo y profesando un profundo odio a Argelia y los argelinos, ahora pretende de golpe y porrazo borrar medio siglo de provocaciones y ofensas, al verse acorralado y asfixiado económica y socialmente.
 
El Majzen marroquí pretende con discursos falsos, engañosos e irreales tapar su crítica situación y engatusar a Argelia con la excusa de la fingida hermandad y la postiza vecindad, mezclando la falsa mano tendida con sus alianzas agresivas con el sionismo, enemigo eterno de los pueblos árabes y musulmanes.
 
El Majzen intenta someter la diplomacia y las relaciones bilaterales a sus antojos y caprichos, ignorando los más elementales y básicos conceptos de las relaciones y principios diplomáticas.
 

Origen: Marruecos, la politica de la esquizofrenia