Funeral del Estado saharaui por Mhamed Jaddad en el campamento de refugiados de Smara | Fotos ECS

Funeral del Estado saharaui por Mhamed Jaddad en el campamento de refugiados de Smara | Fotos ECS

Los restos mortales de Mhamed Jadad llegan al campamento de Smara donde reposa su cuerpo

Campamento de Smara, 07 Junio de 2020. – (ECSAHARAUI) 
Redacción Lehbib Abdelhay /ECS  

Escoltado por más de un centenar de policías y miembros del ejército, el cortejo fúnebre con los restos de Mhamed Jadad llegó hace escasos minutos al campamento de Smara, desde donde el cuerpo será enterrado hoy en un funeral de Estado.
El cuerpo del líder Mhamed Jadad fue recibido ayer en la ciudad de Tinduf por una delegación argelina de Alto Nivel encabezada por el gobernador de la Wilaya de Tinduf Mhiut Yusuf y las autoridades locales y militares de la ciudad argelina, que acoja desde 1975 los más de 170 mil refugiados saharauis.

La delegación saharaui que recibió a Jadad junto con la argelina la encabeza Mohamed Salem Uld Salek, ministro de asuntos exteriores de la RASD, Brahim Mohamed Mahmud, secretario de la presidencia, Jira Bulahi Bad, ministra de Salud Pública, jefe del estado Mayor del Ejército y funcionarios del estado. 

Los presentes en la ceremonia de la recepción del cuerpo de Mhamed Jadad guardaron un minuto de silencio en memora del líder saharaui, luego presentaron sus condolencias a la familia y al pueblo saharaui.

El cortejo fúnebre con los restos mortales del líder saharaui llegó las primeras horas de la tarde de ayer a Rabuni a la Sede de la Presidencia donde y fue recibido asimismo con honores, luego el cuerpo sin vida se quedó en el complejo hospitalario de Bachir Saleh. 

En la Presidencia saharaui las delegaciones presentaron sus condolencias y dieron sus pésames al Gobierno saharaui y con ello el último Adiós al líder saharaui.

El cortejo fúnebre se trasladó hoy a las wilayas saharauis para que el pueblo le dá el ultimo Adiós a su líder fallecido y de esta forma se despida de una de las figuras más importantes de nuestro proceso revolucionario.